Integeneral:

Cómo cocinar nuggets de no-pollo

Cómo cocinar nuggets de no-pollo

¿Te gustan los nuggets de pollo? ¿Querés dejar la carne pero te gustan tanto como para no resistirte cuando los tenes adelante? No te hagas mas problema, ya que, eventualmente, en la cocina sin ingredientes animales, mejor conocida como cocina vegana, existen recetas sustitutas para mas del 80% de las recetas que si tienen carne o derivados animales. Cada tanto escribimos alguna receta, y en esta ocasión vamos a enseñarte a cocinar nuggets de no-pollo, es decir, con un sabor similar a las de pollo. Seguí leyendo para conocer los pasos.

nuggets

Los ingredientes necesarios para los nuggets

Esta receta es una de las mas flexibles a la hora de pensar en varias opciones, ya que a la masa resultante de la mezcla de los ingredientes puede darsele la forma que sea, y de ese modo obtener cosas como medallones, una masa para pizza, etc. Los ingredientes son:

  • Avena tradicional
  • Sal común
  • Condimento para arroz
  • Harina (Opcional: Leudante)
  • Fécula/Almidón de maíz
  • Agua
  • Pan rallado o Polenta
  • Aceite de girasol o de oliva

nuggets no pollo

Los pasos simples para la receta

  1. Colocar en un bol grande: Una taza de avena tradicional, una cucharada sopera al ras de sal y otra al ras de condimento para arroz (Cúrcuma, curry, pimienta blanca)
  2. Revolver los ingredientes secos, y agregar 3/4 de taza de agua caliente a la mezcla y 1/4 de taza de aceite de oliva
  3. Esperar 10 minutos para que la mezcla se humedezca, y a continuación agregar harina mientras revolvemos con una mano la mezcla hasta que se forme una masa que podamos amasar sin que se pegue en los dedos.
  4. Dejar reposar la masa dentro de la heladera durante 15 minutos.
  5. Quitar el bol de la heladera y en otro bol mas chico agregar 1/4 de taza de Fécula/Almidón de Maíz con un chorro de agua, revolviendo hasta formar un liquido blanco.
  6. Tomar pequeños trozos de la masa, darles forma a gusto: Nuggets, medallones, bastoncitos, etc., y mojarlos en el liquido blanco.
  7. En otro bol poner media taza de pan rallado o polenta, esta ultima da una textura crocante al nugget, y colocar, de a uno, los trozos de masa mojada para que se cubran del pan rallado o polenta.
  8. Una vez cubiertos todos los nuggets, vertemos aceite de girasol en una sarten para freír los nuggets hasta que se pongan dorados.
  9. Secar el aceite y comer calientes o fríos. Para aprovechar al máximo el sabor de los nuggets se recomienda comerlos fríos y con salsas a gusto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*